sábado, 24 de junio de 2017

Hasta luego mi Capitán...

Hoy a diferencia de otras oportunidades mi relato se desvía aunque no tanto porque sigue teniendo que ver con el deporte pero como pocas veces voy a dedicar mi redacción a un amigo... A nuestro Capitán, a ese tipo que te apoya en todas las locuras que querés hacer y es incondicional. Que no tiene muchas palabras pero que da en la tecla con una sola y te deja pensando mil hrs.
Fede, Paty, papito, o Capi. Federico "Paty" Morrone nos deja y se va en busca de una mejor calidad de vida del otro lado del charco. A Barcelona más precisamente, allí donde muchos quisieramos estar, donde Messi es Dios y donde Gaudí dejo huellas imborrables.
Justamente lo espera uno de sus mejores amigos, Seba, padrino de su primer hija. La vida me dió el placer de conocerte y de que estés en muchas ocasiones que siempre van a estar conmigo, me diste la posibilidad de volver al club, de formar los DK de ayudarme y hasta de volar con crear un club.
Te prendiste en volver a ir a Allboys cuando ya el tiempo te quedaba corto, y resignaste horas de estar con Vale y los chicos por darnos a nosotros la oportunidad de disfrutar de tus locuras.
Jamás voy a olvidar que nos dejaste punteros, que nos diste un triunfazo, que hiciste lo posible por tu club y que haces lo imposible por tu familia. Te admiro, te quiero y espero de corazón que la distancia no determine está gran amistad.
Hoy fue un gran asado con tipos a los que vos me ayudaste a convocar. Me hiciste crecer y creer que siempre se puede, gracias amigo, gracias por la paciencia por tus palabras, por tus locuras, por bancarme y por estar siempre ahí antes, ahora y siempre estaré esperando que vuelvas para que una naranja nos transporte al gimnasio de César Díaz y volvamos a ser pibes otra vez.
Te deseamos lo mejor, mi familia y los DK. Te mereces todo lo que te está pasando...

Buena vida..!!! A triunfar

No hay comentarios.:

Publicar un comentario